La relatividad de la dieta cetogécnica

Para ciertos atletas la dieta cetogénica puede ser más eficiente que otras, al momento de la definición o pérdida de grasa. No me refiero a que hay una especie de magia cuando reducimos o eliminanos los hidratos, sino porque este tipo de dieta reduce los antojos y por consecuencia se puede obtener un déficit calórico ideal, incluso mantenerlo.

Los que logran hacerlo son los que tienen un nivel de GABA menor y glutamato mayor, pero ¿por qué?.

  • El glutamato amplifica las emociones, incrementando la respeusta a alguna cosa, evento o a otra persona. Entonces, aumeneta la respeusta al placer, lo que hace que un atleta pueda volverse adictor a un alimento más fácilmente, sobre todo en una dieta.
  • Al reducir el glutamato, se reduce estos antojos, pero se logra aumentando el GABA. Recuerda que aumentando la adrenalina y dopamita, la dieta cetogénica mitiga el apetito, al momento de que el sistema nervioso autónomo está en modo «simpático»… aquí el deseo de comer se reduce…

Así mismo, las grasas hacen que se demore más el apetito, porque tarda en digerirse y no influye sobre el azúcar en sangre. Por ende, también reduces el apetito y en cierto momento es más fácil consumir menos calorías diarias. Obviamente no solo dependerás de esto para perder grasa, sino de una rutina que es integral, incluido el entreno, los suples y algunas soluciones de las cuales hablamos en su momento.

Sobre la cetosis, ¿cómo hacerla?, ¿sus beneficios? ¿sus aspectos negativos? puedes analizarla luego de asistir a las lecciones que os dejo durante este fin de semana.